Skip to content

5 consejos para mejorar el funcionamiento de tu lavadora automática

La mayoría de las veces, al usar la lavadora automática no se le dan los cuidados necesarios para mejorar su funcionamiento y alargar su vida. Si bien para algunas personas pueden llegar a parecer innecesarios, la realidad es que cambian por completo el resultado y el estado en el que salen las prendas.

Algunos de los consejos quizás parecen un poco obvios al leerlos, pero no lo son. Esta lista está integrada por tips que buscan evitar los errores más comunes que se tienen al usar la lavadora automática.

5 consejos para mejorar el funcionamiento de tu lavadora automática

¿Cómo usar una lavadora automática?

Aprender cómo usar una lavadora automática es muy simple, solamente hay que tener en mente ciertas pautas que son importantes seguir para proteger las prendas y preservar el equipo.

1. Carga adecuada

No hay que llenar la lavadora hasta el tope. Siempre hay que procurar dejar el espacio necesario para que haya suficiente agua y pueda limpiarse correctamente la ropa. Para darse una idea, lo ideal es que una lavadora de 10 kilos automática se llene con un máximo de 8 kilos.

Hoy en día, muchos modelos vienen con marcas que indican aproximadamente la cantidad de ropa que se colocó en el interior.

2. Usar los productos adecuados

Este tipo de equipos suelen venir acompañados con un instructivo que indica cuáles productos se pueden utilizar y los que no. Es crucial respetar esto para que los funcionamientos no se dañen y que la lavadora se rompa.

Evitar completamente el uso de jabón para trastes u otro tipo de productos que no estén indicados.

3. Sacar la ropa rápidamente

Algo que hay que intentar no hacer es dejar las prendas húmedas dentro de la lavadora por mucho tiempo, ya que esto genera malos olores tanto en la máquina como en la ropa. Lo ideal es que una vez que el lavado haya terminado, tender todo lo que estaba dentro de la misma.

Un consejo que viene de la mano con este es que mientras que no se esté usando, lo ideal es dejar la puerta abierta para que se ventile y termine de secar por completo. De esta forma se evita que se genere humedad dentro de la lavadora.

¿Cómo usar una lavadora automática?

4. Limpiar el filtro

Este es el que se encarga de acumular las pelusas, papeles, monedas y todo tipo de mugre que pueda llegar a salir de la ropa. Una vez que se carga por completo, deja de cumplir su función y todo lo que debería de juntar termina yéndose a otro lado.

Lo ideal es tomarse el tiempo al menos una vez por semana para limpiar el filtro. Solamente hay que remover con la mano las pelusas y todo lo que se haya juntado y volverlo a colocar en el mismo lugar.

5. Limpia tu lavadora

Algunos modelos de lavadoras vienen con una función de lavado que permite limpiar por completo el interior de la máquina para eliminar humedad, olores y suciedad. En el caso de los equipos que no cuentan con esta opción, lo que se puede hacer es ejecutar un ciclo de lavado clásico pero sin ropa.

Lo que se debe de realizar es poner cuatro tazas de bicarbonato de sodio en el lugar del jabón y echar 2 tazas de agua en donde iría la ropa. Una vez que termine el ciclo, la lavadora quedará como nueva.

No hay que olvidarse de las mangueras y gomas

Cada cierto tiempo es importante limpiar todas las mangueras por donde pasa el agua para eliminar el moho que se pueda haber formado. Lo mismo sucede con las gomas que suelen estar en las puertas para garantizar que queden completamente selladas al momento del lavado.

Todo esto hará que la vida útil de la lavadora se prolongue por muchos años más.

IMÁGENES UNSPLASH