Skip to content

La leyenda de la niña del panteón

6 junio, 2019

La leyenda de la niña del panteón se dice que está basada en hechos reales, incluso hay muchas personas que han jurado verla al momento en el que visitan a sus difuntos en el panteón, esta es solo una de las tantas afirmaciones que se dice sobre la niña del panteón en Guadalajara, Jalisco de donde es originaria esta leyenda.

Todo comenzó entorno a los años 30’s, una familia se encontraba en el entierro de uno de sus familiares, la familia llevo a su niña pequeña que tenía solo 7 añitos de edad, lo cual no aconsejaban que la llevaran, sin embargo, la familia quería enseñarle que la muerte era algo natural y que formaba parte de la vida.

Después de tantos lamentos y llantos durante el entierro, poco a poco las personas se iban yendo, hasta que finalmente la familia también se retiró a su casa, nunca se percataron de lo que les hacía falta, ni más ni menos, se trataba de su hija pequeña, Irene, descuidadamente se había quedado en el panteón y no se habían dado cuenta.

La leyenda de la niña del panteón

Inmediatamente que se dieron cuenta del terrible descuido, partieron apresuradamente al panteón para buscarla, pero por desgracia, ella no estaba. La familia entre su preocupación, creía que podía haberse ido con algún pariente o quizá alguna buena persona se la hubiera llevado para llevarla con alguna autoridad, sin embargo, eso nunca sucedió.

Pasaron unos días, semanas y aún tenían esperanza de que apareciera, pero fueron pasando los meses, hasta que finalmente se resignaron y la dieron por perdida. Lo que jamás les había pasado por la cabeza, hasta después de haber transcurrido un par de años fue que la niña por accidente tropezó y cayó debajo del ataúd de la persona fallecida, con lo que murió instantáneamente de un golpe en la cabeza.

Lo anterior fue desvelado cuando había fallecido la conyugue de aquella persona que había fallecido un par de años atrás y en el momento que iban a depositar los restos en el mismo ataúd, se percataron que estaban los restos de la pequeña que había muerto en esa trágica caída.

Después de la tragedia, se ha visto a la niña jugando cerca de su tumba, incluso la misma gente le deja juguetes y afirman que a los días, estos ya no están, al parecer el ente de la niña del panteón los desaparece, todo esto porque su alma no logra descansar.

Autor: Eduardo Sánchez

Lugar: Guadalajara, Jalisco